Sin categoría

Lance Armstrong: “En Alemania idolatran a Zabel y Aldag pero le joden la vida a Ullrich”

Lance Armstrong y Jan Ullrich fueron grandes rivales sobre la carretera pero muy amigos fuera de ella. Así lo demuestra en las palabras del americano en su documental de ESPN: “Alemania pone como ídolos a Erik Zabel o Rolf Aldag. Les da trabajo, les llevan a las carreras y a la televisión e incluso les dejan subirse al podio. Pero en cambio han defenestrado, destrozado y jodido la vida a Jan Ullrich. ¿Por qué?”.

Lance se llevó bien con su rival: “Siempre hubo una relación muy respetuosa entre nosotros. Era muy diferente respeto al resto de tíos o corredores. No les gustaba y ellos tampoco a mí. Les veía estrechar la mano entre ellos y pensaba ‘¿Pero qué estás haciendo? ¡Tienes que odiarlos, hombre!’ Nos respetábamos mucho entre ambos”.

Al que no soporta es a Landis, uno de sus delatores: “Podría ser peor, podría ser Floyd Landis y despertarme como un pedazo de mierda cada día. Sí, es lo que pienso. Bueno, no lo pienso, lo sé”, manifestó Armstrong, a lo que Landis respondió: “No estará feliz con aquello, espero que encuentre algo de paz en su vida. No le tengo ningún rencor”.

También contra Basso

“Italia glorifica a Iván Basso, le tratan como a un ídolo, le dan trabajo, le invitan a las carreras y a salir en televisión. No es muy distinto a ninguno de nosotros. Sin embargo defenestraron a Pantani, le destruyeron en la prensa, le patearon fuera del deporte y ahora está muerto. Está jodidamente muerto”, señaló Lance Armstrong en su documental de ESPN.Ahora ha llegado la respuesta del italiano. “He hecho cosas buenas y otras no tan buenas en el ciclismo. En 2006 me atraparon en la Operación Puerto, confesé y lo paqué con dos años en sanción. Pasé del cielo al infierno. Durante los últimos 15 años he trabajado duro en el mundo del ciclismo y ahora con Alberto Contador estamos desarrollando el equipo ciclista Kometa-Xstra. Intentamos hacer al deporte mejor”, avanzó.

“Para ser sinceros no he visto el documental y no sé si dijo eso. Solo puedo decir que le estaré muy agradecido con Lance, porque siempre me dio esperanzas. Cuando mi madre enfermó de cáncer hizo todo lo posible por , al igual que cuando yo enfermé en 2015. ¿Qué puedo decir? Siempre era generoso y estaba ahí para ayudar. En esos años el ciclismo era extraño, pero Lance era una fuerza de la naturaleza. Podía ganar lo que quisiera y a quien quisiera”, concluyó.